Más info de ”Les Petits Mouchoirs”…


Marion, sobre el trabajo con el director Guillaume Canet, el trato con sus compañeros y sobre su personaje Marie, una bisexual atrapada en un mar de dudas…

“Little White Lies” (“Les Petits Mouchoirs”) es el tercer largometraje del guionista-director Guillaume Canet, quién también es actor y la pareja de Cotillard.

Un gran reparto coral sobre una historia de un grupo de amigos, quienes se ven forzados a afrontar las mentiras que se han contado los unos a los otros — y a ellos mismos — después de un traumático evento.

Cotillard, de 34, interpreta a Marie, una bisexual conflictiva, quién está demasiado engullida por su trabajo como una etnológa en los bosques del Amazonas.

“Ella está agobiada con su trabajo, pero también se siente muy atacada por sus amigos,” dice Cotillard, quién ganó un Oscar como Mejor actriz en 2008 por su magnética interpretación como la solista francesa Edith Piaf en “La Vie En Rose.”

“Pienso que ella está escapando de una parte de sí misma por eso se va tan lejos e intenta entender como se comportan varios humanos para no hacer frente a quien es.”

Mucho de “Little White Lies” se filmó en la hermosa península francesa de Cap Ferret, en una casa al lado de la playa en Francia, donde los amigos llegan juntos para salvar sus espiritus después de una tragedia, todavía reciente de un miembro del grupo.

Canet — quién tuvo un gran éxito en Francia en 2006 con su segunda película como director, “Tell No One” — era viejo amigo de varios miembros del reparto antes de rodar, incluyendo a Cotillard, Gilles Lellouche, Francois Cluzet y Benoit Magimel.

Como resultado, ellos fueron capaces antes de irse juntos durante tres meses para empezar el rodaje, estuvieron cinco días en la casa en la playa para sentirse cerca el uno del otro.

“Trabajamos todos juntos en nuestros personajes y tuvimos un momento privado con Guillaume y … cambiamos un par de cosas porque ayudaron al personaje y a la historia,” dice Cotillard, vestida en un elegante vestido negro que hace que sus ojos grandes azules resplandezcan aún más.

“Es divertido porque creamos una dinámica muy diferente para trabajar con gente que ya conoces desde hace años y eso a veces hacía las cosas mucho más sencillas porque tú no tenías que crear esta muy especial relación entre dos personas, conociendo a la otra muy bien.

“Pero en ocasiones tú consigues estar aturdida haciendo escenas con gente que conoces desde hace mucho tiempo, tú sabes.”

Canet, de 37, dice que “Little White Lies” es su proyecto más personal todavía, que lo escribió después de un “momento crucial” en su vida que involucraba un montón de reflexiones en sus prioridades.

“Lo conozco desde hace 14 años,” dice Cotillard, quién actualmente puede verse interpretando a la esposa de Leonardo DiCaprio en “Inception.”

“Realmente puedo ver una parte de él, que está dentro de cada personaje.” (Extraído de la prensa canadiense durante el estreno de la película en el Festival de Toronto, el pasado mes de Septiembre).

“Actualmente, tengo que decir,” Cotillard continúa, “He experimentado escenas muy emocionales, pero en esta película fue tan fácil, tan fácil por la manera en que él (Guillaume Canet) te habla a tí antes de una toma, la manera que él realmente te lleva dentro de la emoción. Es algo complicado de explicar, pero tan solo toma tu mano y te da la palabra correcta, la presión correcta en tu brazo. Y todo funciona.” (Extraído de Los Ángeles Times).

Traducción del texto: Yuna.

Anuncios